La pandemia por COVID hace que aumenten las muertes por tuberculosis

La pandemia por COVID hace que aumenten las muertes por tuberculosis

La OMS alerta de que debido a la pandemia por COVID-19 han aumentado las muertes por tuberculosis por primera vez en más de 10 años, y se ha diagnosticado y tratado la enfermedad a muchas menos personas en 2020 que en 2019.

La pandemia por COVID-19 ha supuesto la paralización, e incluso el retroceso, de muchos de los logros sanitarios que se habían conseguido a nivel global. Es el caso de las campañas de vacunación a la población infantil, ya que según anunciaba hace unos meses la Organización Mundial de la Salud (OMS) alrededor de 23 millones de niños no han recibido las vacunas básicas. Ahora, este organismo ha alertado de que la lucha contra la tuberculosis (TB) también se ha visto afectada por la crisis sanitaria y las muertes a causa de esta enfermedad han aumentado por primera vez en más de una década,

Según recoge la OMS en su informe Global TB 2021, no solo se han producido más fallecimientos, sino que también se ha reducido el número de diagnósticos de tuberculosis –que pasó de 7,1 millones en 2019 a 5,8 millones en 2020–, así como el número de personas que han recibido tratamiento contra esta patología infecciosa o una terapia para prevenirla en 2020, en comparación con 2019. Y es que, para poder hacer frente a la infección por SARS-CoV-2, en muchos países se han reducido los recursos destinados a la tuberculosis –económicos, humanos, o de otro tipo–.

“Este informe confirma nuestros temores de que la interrupción de los servicios de salud esenciales debido a la pandemia pueda comenzar a deshacer años de progreso contra la tuberculosis”, ha declarado el Dr. Tedros Adhanom Ghebreyesus, Director General de la OMS. “Esta es una noticia alarmante que debe servir como una llamada de atención mundial a la urgente necesidad de inversiones e innovación para cerrar las brechas en el diagnóstico, el tratamiento y la atención de los millones de personas afectadas por esta enfermedad antigua, pero prevenible y tratable”.

La pandemia por COVID hace que aumenten las muertes por tuberculosis

La tuberculosis podría matar a más personas en 2021 y 2022

El informe de la OMS revela que alrededor de 1,5 millones de personas murieron de tuberculosis en 2020 (incluidas 214.000 entre las personas VIH positivas). El incremento de fallecimientos por TB fue especialmente significativo en los 30 países con mayor carga de tuberculosis. Las proyecciones de modelos de la OMS indican que la cantidad de personas que desarrollan TB y mueren por su causa podría ser mucho mayor en 2021 y 2022.

“Este informe confirma nuestros temores de que la interrupción de los servicios de salud esenciales debido a la pandemia pueda comenzar a deshacer años de progreso contra la tuberculosis”

La OMS estima que actualmente hay unos 4,1 millones de personas con TB que, o bien no han sido diagnosticadas, o bien no han informado de ello a las autoridades de su país. Los países que más han contribuido a la disminución de las notificaciones de tuberculosis en el mundo entre 2019 y 2020 han sido India (41%), Indonesia (14%), Filipinas (12%) y China (8%) que, junto a otros 12 países, representaron el 93% de la caída mundial total en las notificaciones.

Respecto al tratamiento preventivo contra la tuberculosis, en 2020 accedieron al mismo unos 2,8 millones de personas, lo que supone una reducción del 21% desde 2019. Además, el número de pacientes que recibieron tratamiento por TB farmacorresistente disminuyó un 15%, de 177.000 en 2019 a 150.000 en 2020.

La OMS estima que actualmente hay unos 4,1 millones de personas con TB que, o bien no han sido diagnosticadas, o bien no han informado de ello a las autoridades de su país

Otro de los datos que destaca el documento es la caída en el gasto mundial en servicios de diagnóstico, tratamiento y prevención de la tuberculosis, que ha pasado de US $ 5,8 mil millones a US $ 5,3 mil millones, lo que supone menos de la mitad del objetivo global para financiar completamente la respuesta a la tuberculosis de US $ 13 mil millones anuales para 2022.

Los objetivos mundiales de tuberculosis, lejos de alcanzarse

Estos datos ponen de relieve que los objetivos globales de TB se han quedado fuera de alcance, ya que la reducción en el número de muertes a causa de la enfermedad entre 2015 y 2020 fue solo del 9,2%, alrededor de una cuarta parte del objetivo que se debería haber alcanzado en 2020: del 35%. A nivel global, el número de personas que contraen tuberculosis cada año (en relación con la población) se redujo un 11% entre 2015 y 2020, un poco más de la mitad del hito del 20% en 2020.

En el informe de la OMS se solicita a los gobiernos de los países que adopten urgentemente medidas para restablecer el acceso a los servicios esenciales de TB

La Región de Europa de la OMS consiguió superar el hito de 2020, alcanzando una reducción del 25%, gracias sobre todo a la disminución en la Federación de Rusia, donde la incidencia se redujo en un 6% anual entre 2010 y 2020. La Región de África de la OMS casi alcanzó el hito, con una reducción del 19%, lo que refleja notables reducciones de 4–10% anual en Sudáfrica y otros países del sur de África, tras un pico en la epidemia del VIH y el desarrollo de la prevención y la atención de la TB y el VIH.

“Solo nos queda un año para alcanzar los objetivos históricos de TB para 2022 comprometidos por los Jefes de Estado en la primera Reunión de Alto Nivel de la ONU sobre TB. El informe proporciona información importante y un fuerte recordatorio a los países para que aceleren urgentemente sus respuestas a la tuberculosis y salven vidas”, ha dicho la Dra. Tereza Kasaeva, Directora del Programa Mundial de TB de la OMS. "Esto será crucial a medida que comiencen los preparativos para la segunda reunión de alto nivel de la ONU sobre la tuberculosis, prevista para 2023".

Por ello, en el informe de la OMS se solicita a los gobiernos de los países que adopten urgentemente medidas para restablecer el acceso a los servicios esenciales de TB. Y pide también que las inversiones en investigación e innovación de la tuberculosis se dupliquen, y que el sector de la salud y otros se coordinen para llevar a cabo las acciones necesarias para abordar los determinantes sociales, ambientales y económicos de la tuberculosis y sus consecuencias.

Katia Appelhans

Soy redactora hace varios años y siempre tuve una fuerte pasión por la escritura. Estudié Ciencias de la Comunicación en la UBA, con orientación en periodismo. También, y fue lo que despertó mi interés por la salud y el bienestar, realicé el profesorado de yoga y actualmente estudio Asistente de Nutrición y Alimentación Saludable. Me parece fundamental que los hábitos saludables formen el 80% de nuestras vidas, con eso me refiero al ejercicio regular y la buena alimentación. ¡Ah! Además comparto recetas saludables en mis redes.+ info

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias