Abstinencia a los antidepresivos: ¿verdad o mito?

Abstinencia a los antidepresivos: ¿verdad o mito?

Durante mucho tiempo se argumentó que los síntomas al discontinuar la toma de antidepresivos eran leves. Sin embargo, hoy la evidencia científica asegura que esos síntomas pueden ser severos, produciendo un síndrome de abstinencia.

La abstinencia a los antidepresivos es un síndrome que puede darse al discontinuar la toma de antidepresivos, sobre todo en forma abrupta y si la persona los ha tomado por tiempos prolongados (por más de cuatro semanas).

Este síndrome se manifiesta a través de síntomas como la ansiedad, el insomnio o los sueños vividos, mareos, cansancio, dolores de cabeza, cansancio, irritabilidad, síntomas similares a la gripe (dolor muscular y escalofríos), náuseas, sensación de descarga eléctrica y estados de depresión.

Reducir la dosis según la indicación del médico puede ayudar a regular los síntomas de abstinencia

Los síntomas pueden llegar a durar una semana, y ciertos antidepresivos son más proclives a causar síntomas que otros. De todas formas, los síntomas de abstinencia que surgen al suspender o reducir los antidepresivos pueden variar entre leves y moderados, ya que existe una variación sustancial en la experiencia de las personas, con síntomas que duran mucho más (a veces meses o más) y son más graves para algunos pacientes que otros.

Al suspender un antidepresivo, se recomienda reducir gradualmente la dosis, normalmente durante un período de 4 semanas, aunque algunas personas pueden requerir períodos más largos, particularmente con medicamentos con una vida media más corta (como paroxetina y venlafaxina). Esto no se requiere con fluoxetina debido a su larga vida media.

El síndrome de abstinencia suele durar unas semanas, dependiendo de la persona

Según el Dr. Daniel Hall-Flavin, especialista certificado en psiquiatría general y psiquiatría en adicciones, de Mayo Clinic “tener síntomas de abstinencia de antidepresivos no significa que la persona sea adicto a un antidepresivo. La adicción representa cambios químicos dañinos a largo plazo en el cerebro. Se caracteriza por antojos intensos, incapacidad para controlar el uso de una sustancia y consecuencias negativas del uso de esa sustancia. Los antidepresivos no causan estos problemas”.

Y recomienda que para minimizar el riesgo de abstinencia de antidepresivos, hablar con el médico psiquiatra antes de dejar de tomar un antidepresivo puede ayudar ya que puede recomendar que se reduzca gradualmente la dosis del antidepresivo durante varias semanas o más para permitir que tu cuerpo se adapte a la ausencia del medicamento. O, en otros casos, recetar otro antidepresivo a corto plazo para ayudar a aliviar los síntomas a medida que el cuerpo se adapta.

Celeste Valeria Verdicchio

Periodista Digital por la Universidad Nacional de Mar del Plata (UNMDP). Especializada en métricas y creación de contenidos por FOPEA. Estudiante de la Licenciatura en Sociología, UNMDP. He colaborado en distintos medios marplatenses. Actualmente, escribo para la revista Maga y mi blog personal: Despuntar el vicio. Leer y escribir, siempre.+ info

Noticias Relacionadas

Más Noticias

Más Noticias